PREVENCIÓN DE RIESGOS LABORALES: LA FORMACIÓN QUE TUS TRABAJADORES MERECEN

PREVENCIÓN DE RIESGOS LABORALES: LA FORMACIÓN QUE TUS TRABAJADORES MERECEN

La formación en Prevención de Riesgos Laborales está a la orden del día en cualquier empresa. Esta tiene como objetivo proteger al trabajador de los riesgos que pueda sufrir por el desempeño de su trabajo, por lo que es uno de los ejes fundamentales para la prevención o reducción de accidentes o enfermedades profesionales. Por esa razón, es uno de los ejes fundamentales de la actividad preventiva e implica una serie de derechos y obligaciones tanto en el trabajador como en el empresario. Sin embargo, no podemos olvidar que supone una serie de derechos y obligaciones por ambas partes, tanto en el trabajador como en el empresario, sembrando así una cultura preventiva en la empresa con un Plan de Prevención desde el minuto uno.

A continuación, resolvemos las posibles dudas que te puedan surgir en cuanto a la formación de los trabajadores en Prevención de Riesgos Laborales (PRL).

 

FORMACIÓN OBLIGATORIA: ARTÍCULO 19

La normativa sobre la formación continua de los trabajadores en materias de prevención de riesgos laborales es amplia. Y aunque el artículo pivote es el N.º 19 de la Ley de Prevención, existen distintas normas complementarias o transversales como el Estatuto de Trabajadores, el reglamento sobre prevención o la ley de infracciones o sanciones. Al mismo tiempo se aplica diferente formación según determinados sectores económicos (minería, construcción, metal, pesca…), según los equipos de trabajo o protección realicen trabajos con riesgos específicos, por ejemplo, riesgos eléctricos o manejo de cargas, o si están expuestos a diferentes agentes físicos, como el ruido, las vibraciones, las radiaciones, etc.

La normativa sobre la formación continua de los trabajadores en materias de prevención de riesgos laborales es amplia.

 

FORMACIÓN NIVEL BÁSICO Y SUPERIOR PRL

La formación de nivel superior se regula en el artículo 37 del Reglamento de los Servicios de Prevención donde se indica que para desempeñar funciones de nivel superior se requiere contar con una titulación universitaria oficial y cursar una formación mínima, acreditada por una universidad. La formación de nivel intermedio se regula en el artículo 36 del Reglamento de Servicio Prevención, y la habilitación para desempeñar funciones de nivel intermedio requiere cursar la formación profesional conducente al título de Técnico Superior de Prevención de Riesgos Profesionales.

Por otro lado, la formación de nivel básico se regula en el artículo 35 del Reglamento de los Servicios de Prevención y en determinados convenios colectivos, como de construcción, metal y ferralla. El recurso preventivo al que alude el artículo 32 de la Ley de Prevención indica que se debe disponer de una formación, al menos, de nivel básico. Además, para desempeñar dichas funciones se debe poseer una formación mínima con el contenido especificado en el programa normativo y cuyo desarrollo tendrá una duración no inferior a 50 horas, en el caso de empresas que desarrollen alguna de las actividades incluidas en el anexo I (las de mayor riesgo), o de 30 horas en el resto de casos. Además, se ha de acreditar una experiencia no inferior a 2 años en una empresa que lleve consigo el desempeño de niveles profesionales de responsabilidad equivalente a los que precisan las actividades señaladas.

 

FORMACIÓN OBLIGATORIA DEBE IMPARTIRLA UN SERVICIO DE PREVENCIÓN AJENO Y ACREDITADO

En muchos casos la formación está obligada a ser mejorada progresivamente mediante una acción formativa de nivel básico en el marco de la formación continua. En otros, la formación mínima prevista se acreditará mediante la certificación de formación específica en materia de prevención de riesgos laborales, emitida por un servicio de prevención o por una entidad pública o privada con capacidad para desarrollar actividades formativas específicas en esta materia.

En general, se entiende por prevención el conjunto de actividades o medidas adoptadas o previstas en todas las fases de la empresa con el fin de evitar o disminuir los riesgos derivados del trabajo. Mientras que el riesgo laboral es la posibilidad de que un trabajador sufra un determinado daño derivado del trabajo, y se considera daños derivados del trabajo las enfermedades, patologías o lesiones sufridas con motivo del trabajo. Por otro lado, el equipo de trabajo es cualquier máquina, aparato, instrumento o instalación utilizada en el trabajo.

 

FORMACIÓN DEBE SER TEÓRICA Y PRÁCTICA. PERIÓDICA Y ESPECÍFICA

El empresario deberá garantizar, en todos los casos, que cada trabajador reciba una formación teórica y práctica. Suficiente y adecuada en materia preventiva. Esta formación ha de recibirse tanto en el momento de su contratación como cuando se produzcan cambios en las funciones que desempeñe o, incluso, se introduzcan nuevas tecnologías o cambios en los equipos de trabajo.

La formación deberá estar centrada específicamente en el puesto de trabajo o función de cada trabajador, adaptarse a la evolución de los riesgos o la aparición de otros nuevos y repetirse periódicamente, si fuera necesario.

 

FORMACIÓN GRATUITA PARA EL TRABAJADOR Y EN HORAS DE TRABAJO

La formación se realizará preferentemente dentro de la jornada de trabajo o, en su defecto, en otras horas, pero con el descuento en aquella del tiempo invertido en la misma. La formación se podrá impartir por la empresa mediante medios propios o concertándola con servicios ajenos, y su coste no recaerá en ningún caso sobre los trabajadores.

En definitiva, si cuentas con una empresa, este es uno de los puntos que has de tener en cuenta a la hora de cuidar de tus trabajadores. Recuerda que la salud de tu empresa depende de la salud de estos.

 

La misión de Grupo Labore y Prevensal es trabajar, codo con codo, con todas y cada una de las empresas que quieran cumplir con las exigencias de la ley y ayudar a evitar esas posibles sanciones a las que todos tememos pero, sobre todo, cuidar de las organizaciones que se ponen en nuestras manos.
No dudes en poner en contacto con nosotros, nos encargamos de todo para que tu empresa cumpla con la Prevención de Riesgos Laborales y la formación en esta materia de tus trabajadores.
Conoce la Ley Orgánica de Protección de Datos y Garantía de los Derechos Digitales (LOPDGDD)

Conoce la Ley Orgánica de Protección de Datos y Garantía de los Derechos Digitales (LOPDGDD)

Durante el 2018, la protección de datos de los consumidores ha sido el centro de todas las miradas. Si en mayo llegaba el nuevo Reglamento General de Protección de Datos, los diferentes cambios de aplicación se han visto también modificados, como es el RGPD de Propietarios. Y las empresas que han incumplido estas normas ya han sufrido las sanciones establecidas. Hoy queremos presentaros una nueva normativa relacionada con este tema.

Ya está aquí la normativa Española en relación a la Protección de Datos, en concreto se llama Ley Orgánica de Protección de Datos y Garantía de los Derechos Digitales (LOPDGDD), que se aprobó el 5 de diciembre, se publicó el 6 y entró en vigor el día 7 de diciembre de 2018.

 

¿Qué es la Ley Orgánica de Protección de Datos y Garantía de los Derechos Digitales?

En esta ley se incluyen las garantías de los derechos digitales, ya que los usuarios tienen derecho a la seguridad de las comunicaciones que transmitan y reciban a través de Internet. Esta ley se da de la mano con el actual Reglamento Europeo de protección de datos (RGPD), que ya bien todos conocemos, y que no viene a decir otra cosa más que reforzar el obligado cumplimiento, que tenemos todas las empresas que manejamos datos personales, de implantar la protección de datos. En caso contrario, dicha empresa deberá de hacer frente a las sanciones que se le impongan.

¿Qué significa implantar la protección de datos?

Significa elaborar protocolor y documentos escritos en los que quede plasmado el tratamiento de datos y el modo de utilizarlos.

  • Documento de Seguridad. En dicho documento se han de recoger todas las medidas de seguridad que tiene la empresa, dónde y cómo se almacenan los datos y qué personas tiene acceso a ellos.
  • Manual de seguridad para los trabajadores e implantar medidas de seguridad en la empresa, firmar consentimientos y confidencialidades con empresas y trabajadores, contratos con encargados de tratamiento.
  • Elaborar un análisis de riesgo.
  • Cláusulas informativas de la empresa.

Si no se tiene esta documentación, estaremos expuestos a recibir sanciones (leves, graves o muy graves), y la LOPDGDD mantiene las mismas sanciones y sus cuantías elevadas pudiendo llegar hasta los 20 millones de euros o el 4% de la facturación anual del ejercicio anterior.

 

La misión de Grupo Labore es trabajar, codo con codo, con todas y cada una de las empresas que quieran cumplir con las exigencias de la ley y ayudar a evitar esas posibles sanciones a las que todos tememos.
No dudes en poner en contacto con nosotros, nos encargamos de todo para que tu empresa cumpla con la nueva Ley Orgánica de Protección de Datos y Garantía de los Derechos Digitales.
RGPD en Comunidades de Propietarios

RGPD en Comunidades de Propietarios

El Reglamento General de Protección de Datos también afecta a las comunidades de propietarios.

Como bien ya sabemos, desde el pasado 25 de mayo del 2018 comienza a aplicarse en nuestro país el nuevo Reglamento General de Protección de datos, (RGPD), este reglamento Europeo, viene a sustituir a la Ley Orgánica estatal 15/1999, de 13 de diciembre, de protección de datos de carácter Personal.

Este Reglamento es de obligado cumplimiento, tanto en empresas privadas como en las públicas que tratan datos personales de los ciudadanos de cualquiera de los 28 estados de la Unión Europea, incluido España.

Como consecuencia, las comunidades de vecinos están incluidas en este reglamento, ya que tratan datos personales, de los propios comuneros como teléfonos, nombres, cuentas bancarias, etc.

Las comunidades de vecinos son los responsables de tratamiento y los administradores de fincas son sus encargados de tratamiento en cuanto que acceden a esos ficheros para prestar servicios a la comunidad. Otros encargados de tratamiento, pueden ser, empresas de limpieza, empresas de video vigilancia, etc.

Tanto las empresas como las comunidades de vecinos con la entrada en vigor del RGPD desaparece la obligatoriedad de inscribir los ficheros en la Agencia de Protección de datos (AEPD), pero aparece el compromiso de llevar internamente un registro de las actividades del tratamiento, incluido el documento de seguridad. No es necesario incorporar el análisis de riesgo debido al mínimo riesgo que suponen sus tratamientos.

Las comunidades y los administradores tienen la responsabilidad de informar de manera expresa de la existencia del tratamiento, solo deben recabar los datos necesarios, para sus finalidades, los datos se deben conservar solo el tiempo que dure el tratamiento o por disposición legal, y por su puesto tiene deber de secreto, el administrador solo puede ceder datos a terceros si tiene un consentimiento expreso de de los propietarios.

Si eres un administrador de fincas o bien miembro de una comunidad de propietarios, Grupo Labore puede ayudarte. Contáctanos sin compromiso a través de la página web www.grupolabore.com

 

 

 

D.O. RUEDA LIMITA LAS NUEVAS PLANTACIONES Y RESTRINGE LAS AUTORIZACIONES DE REPLANTACIÓN

D.O. RUEDA LIMITA LAS NUEVAS PLANTACIONES Y RESTRINGE LAS AUTORIZACIONES DE REPLANTACIÓN

RESOLUCIÓN de 19 de noviembre de 2018, de la Dirección General de Producción Agropecuaria e Infraestructuras Agrarias, por la que se limita a 1 hectárea las autorizaciones de nuevas plantaciones y se restringen las autorizaciones de replantación y por conversión de derechos en el ámbito territorial de la Denominación de Origen Protegida de Rueda.

Estábamos esperando la resolución del Consejo de D.O. Rueda. Ya comentábamos el otro día en las jornadas que organizamos sobre el viñedo las intenciones de la Denominación de Origen.

Os lo contamos:

Adoptar la decisión sobre la recomendación propuesta por el Consejo Regulador de la Denominación de Origen Protegida de Rueda de:

  • Limitar a 1 hectárea las autorizaciones de nuevas plantaciones de viñedo en el ámbito territorial de la Denominación de Origen Protegida de Rueda durante el plazo de un año.
  • Restringir las autorizaciones de replantación y por conversión de derechos en el ámbito territorial de la Denominación de Origen Protegida de Rueda durante el plazo de un año, de manera que no se concederán autorizaciones de replantaciones de viñedo ni de conversión de derechos, que destinen su producción a la elaboración de vinos con esa D.O.P., por entender que puede suponer un riesgo de oferta excesiva de productos vinícolas o de devaluación significativa de la D.O.P., salvo los casos que recogen los apartados a) y b) del artículo 6 del Reglamento Delegado (UE) n.º 2018/273 de la Comisión, de 11 de diciembre de 2017

La decisión adoptada será de aplicación desde el día de su publicación en el Boletín Oficial del Estado (B.O.E.) mediante Resolución de la Dirección General de Producciones y Mercados Agrarios, de conformidad con lo establecido en los artículos 7.7 y 18.7 del Real Decreto 1338/2018, de 29 de octubre, por el que se regula el potencial de producción vitícola.

Os mantendremos informados en nuestras redes sociales.


JORNADA TÉCNICA DE VIÑEDO

El pasado miércoles GRUPO LABORE de la mano de Fernando Rodriguezcomo moderador y coordinador, organizó una interesantísima JORNADA técnica de VIÑEDO.

Noelia Martin, responsable del área de Agricultura, arrancó la jornada dando a conocer las novedades que presenta la D.O. Rueda, como la propuesta desde su consejo de limitar las plantaciones a 1 hectárea y restringir las replantaciones.

En este momento, el sector espera la respuesta a esta propuesta por parte de la Junta de Castilla y León y el Ministerio de Agricultura con su publicación en el BOE a finales de año.

Seguidamente Rafael García, gerente de VITIS NAVARRA SAT, realizó una ponencia ofreciendo una visión técnica sobre la elección de la planta de viñedo y sus factores relevantes en cuanto a metodología y tratamiento en la ejecución de las plantaciones para obtener una materia prima de calidad y sanidad demandada por las empresas bodegueras del momento y de la D.O. Rueda.

Por último, Julian Palacios, gerente de la empresa VITICULTURA VIVA, realizó una magnífica presentación, concienciando a todos los viticultores sobre lo importante que es tener una formación sobre la poda y ejecutarla con unas pilares basados en mantener la cepa sanitariamente y productivamente correcta. De esta forma, se conseguirán unas vides con un crecimiento de vida y una calidad de la uva esencial para producir un Verdejo de calidad.

La jornada se cerró con un vino español en el que todos los participantes pudieron presentar sus inquietudes y opiniones a los ponentes y se les resolvió todas las consultas personalmente.

Visítanos en www.grupolabore.com

Sanciones ante el incumplimiento del RGPD

Sanciones ante el incumplimiento del RGPD

Desde la entrada en vigor de esta nueva normativa, son muchas las empresas que han sufrido y han tenido que hacer frente a las sanciones del RGPD y las graves consecuencias de su incumplimiento.

“El desconocimiento de la ley no exime de su cumplimiento.”

Son multitud de sanciones a las que tu empresa se expone si no proteges los datos personales de sus activos más valiosos, tus clientes y tus empleados. A continuación, te informamos sobre todo lo que gira entorno a las sanciones de este reglamento.

 

Régimen sancionador del RGPD

El régimen sancionador del RGPD es aplicable cuando los datos personales que maneja la empresa no se adecuan con lo que establece la normativa europea. Los artículos que regulan dichas sanciones del Reglamento son el 83 y 84. Dichos artículos han de completarse con el artículo 58.2 que enumera las capacidades de las autoridades de control. En el caso de España es la Agencia de Protección de Datos.

Las sanciones deberán efectuarse según:

  • La naturaleza, gravedad y duración de la infracción. Así como los interesados afectados y daños y perjuicios que se hayan ocasionado.
  • Medidas adoptadas para solucionar los daños.
  • Intencionalidad o negligencia.
  • Grado de responsabilidad del encargado del tratamiento de datos. Teniendo en cuenta las medidas utilizadas para salvaguardar la información.
  • Infracciones anteriores cometidas por el responsable del tratamiento de datos.
  • Grado de cooperación con la autoridad de control con el fin de poner remedio a la infracción.
  • Las categorías de los datos de carácter personal afectados por infracción.
  • La forma en la que la autoridad de control tuvo conocimiento de la infracción. Si se notificó o no la infracción y en qué medida.
  • Si el responsable anteriormente, en relación al mismo asunto, ya haya sido sancionado.
  • La adhesión a códigos de conducta o a mecanismos de certificación aprobados con arreglo al articulado del propio RGPD.
  • Cualquier otro agravante o atenuante aplicable a las circunstancias según el caso.

Las consecuencias de cometer una infracción del RGPD no han de ser necesariamente económicas.

Las autoridades de control deberán decidir, según el tipo de incumplimiento y las circunstancias, qué medida de corrección deben adoptar. Si se trata de una sanción o no y en caso de que fuese una multa, establecer la cuantía.

Si la sanción es una multa se podrán imponer como complemento o bien en sustitución de medidas que completa el RGPD en su artículo 58.2. algunas de esas medidas: advertencia, apercibimiento o limitaciones temporales o definitivas del tratamiento de datos.

 

Sanciones

Son relevantes principalmente las sanciones económicas, que pueden dividirse en leve, grave y muy grave.

Las sanciones leves no establecen ningún rango mínimo de cuantía. La sanción prescribirá al año.

Las sanciones graves conllevan una multa administrativa de hasta 10.000.000€ o, en caso de las empresas, una cuantía equivalente al 2% del volumen de negocio total anual global del ejercicio financiero anterior, como máximo. Se seleccionará la que sea cuantitativamente mayor. La sanción prescribirá a los dos años.

Finalmente, las sanciones muy graves pueden ascender hasta los 20.000.000€ en el caso de multas administrativas o, en el caso de las empresas, una cuantía equivalente al 4% como máximo de volumen de negocio total anual global del ejercicio financiero anterior, lo que resulte mayor en cuantía. La sanción prescribirá a los tres años.

Esta nueva normativa permite la posibilidad de que los Estados miembro pueden establecer sanciones penales por el incumplimiento del RGPD.

Además, los afectados podrán pedir una indemnización al responsable del tratamiento de datos por los daños y perjuicios causados consecuencia de la infracción.

En cuanto al sector público, da libertad a los Estados para determinar la sanción. Las infracciones por parte de las administraciones públicas en España dependen de la Agencia Española de Protección de Datos que declara la infracción cometida y dictaría la resolución que comunicará al responsable, al órgano del que depende jerárquicamente y a los afectados.

 

NECESITO SABER MÁS

Es difícil saber el tipo de sanción que puedes sufrir sin conocer el caso particular y las razones.. En Grupo Labore estamos a tu disposición para asesorarte en todas las cuestiones que tengas.

No dudes en contactar con nosotros.

 

Quiero conoceros